Reseña "Perdida", de Gillian Flynn


gone girl | Gillian Flynn | reservoir books | 2013 |9788439726821 | 570 pág. | 17,90
En un caluroso día de verano, Amy y Nick se disponen a celebrar su quinto aniversario de bodas en North Carthage, a orillas del río Mississippi. Pero Amy desaparece esa misma mañana sin dejar rastro. A medida que la investigación policial avanza las sospechas recaen sobre Nick. Sin embargo, este insiste en su inocencia. Es cierto que se muestra extrañamente evasivo y frío, pero ¿es capaz de matar?
Al comenzar la lectura de un libro lanzado hace ya 5 años que, desde su publicación, ha sido promocionado bajo la premisa de ser radicalmente diferente a todo lo que has leído, corres el riesgo de haberte contaminado con todo aquello que ha sido publicado después, pasando por alto todo rasgo diferenciador de esta primera. Sin embargo, y para mi grata sorpresa, aún con 5 años ya en el mercado, esta obra que marcó radicalmente la carrera de Gillian Flynn ha conseguido sorprenderme y atraparme profundamente, confirmando con ello que, efectivamente, ha sido diferente a cualquier libro que hubiera leído antes.

Gillian Flynn nos conduce hasta North Carthage, Missouri, el pueblo de la infancia de nuestro protagonista masculino. Tras la desaparición de su esposa Amy, Nick se verá inmerso en una vorágine de preguntas y acusaciones, que le sitúan cada vez con mayor claridad en el centro de la investigación. Sin embargo, Nick tratará por todos los medios de demostrar su inocencia, más interesado que nadie en llegar al fondo del asunto, resolver el caso, y encontrar al verdadero culpable ante las perspectivas de futuro que en esta situación se le presentan.

En primer lugar, considero que uno de los puntos más fuertes de la novela es la capacidad que tiene para sorprender al lector. Sin duda Gillian Flynn ha creado, a partir de una premisa tan simple como la que se entrevé de la sinopsis, una historia repleta de giros argumentales sorprendentes. Al comenzar la novela no eres consciente de la cantidad de tramas que van a ir surgiendo poco a poco, y es que pese al lento comienzo, aunque necesario, en el que se sientan unas firmes bases que sustentan el resto de la historia, una vez pasados los primeros capítulos el ritmo comienza a ascender con la aparición de nuevas posibilidades en la investigación, nuevos personajes y nuevas tramas que harán al lector dudar de todo.

Perdida, de principio a fin, está narrada a dos voces: la de Nick en presente, y la de Amy a través de su diario. Estas dos versiones, que se van alternando, terminan por conformar el complejo puzzle en que se constituye la novela, y nos permitirán comprender a la perfección qué motiva a cada personaje en cada momento. Así, a través de Nick, conoceremos los avances en la investigación, cómo se van descartando posibilidades o abriéndose nuevos frentes, mientras que Amy nos reconstruirá los acontecimientos previos a su desaparición, cómo lo que parecía una relación perfecta al principio fue desintegrándose con el paso del tiempo. No obstante, en esta novela nada es lo que parece, y Gillian Flynn tiene en este aspecto preparadas también sorpresas al lector.

Por otro lado, otro de los puntos fuertes de la novela es la gran caracterización de ambos personajes protagonistas. Nos encontramos con una profunda descripción de la motivación de cada personaje en cada momento, sus sentimientos, sus pensamientos y reflexiones. Con ello, Gillian Flynn consigue que, antes o después, termines posicionándote, con Nick o contra él, lo cual te hará vivir cada una de las partes de la novela desde una visión diferente, condenar tú mismo a los personajes, o tratar de salvarlos por los medios que sean. Sin duda este resultado, relativo a la construcción de personajes y planificación general de la novela no surge de forma espontánea, sino que fácilmente puede verse el gran trabajo de planificación y estructuración previa que la autora ha de haber llevado a cabo.

Perdida es, como todos las frases promocionales prometen, una novela diferente. Y no es que Gillian Flynn haya introducido algún que otro cambio en una típica desaparición, sino que consigue reconstruir esta premisa desde cero, dando importancia a aspectos irrelevantes que consigue llevarse a su terreno, crear unos personajes profundamente humanos, y lo más importante en novelas como esta, consigue atrapar al lector, que en ningún momento podrá dejar de plantearse si sus pensamientos serán correctos o estará siendo engañado, que no podrá parar de leer hasta descubrir todo lo que se esconde detrás de esta misteriosa desaparición.

1 comentario :

  1. Reconozco que lo poco que he leído de la autora me ha sorprendido muchísimo. Desde luego, coincido con tu opinión =)

    ResponderEliminar